Blog

Momentos cotidianos que impulsan el desarrollo

Son esos momentos especiales de todos los días y las interacciones diarias entre padres y sus hijos que hacen que los momentos cotidianos sean tan significativos.

Leer: Leerle a tu bebé desde el nacimiento ayuda a fomentar las habilidades de lectura y a impulsar la adquisición del vocabulario. La investigación ha mostrado que cuando los padres le leen a sus hijos, los niños desarrollan un amor por los libros que se traducen en fuertes habilidades de lectura. Además, cuando pasas tiempo leyendo con tu pequeño, será mucho más probable que se exprese y relacione con los demás de una manera más saludable.

Jugar: El juego es la manera en que los pequeños prueban sus ideas y adquieren nuevas habilidades. Los bebés y niños pequeños están ansiosos por entender la forma en la que el mundo funciona y por medio del juego aprenden las habilidades básicas de comunicación, resolución de problemas, probar ideas y llevarse bien con los demás. Según la Academia Americana de Pediatría: “El juego permite a los niños utilizar su creatividad y desarrollar su imaginación, destreza y habilidades físicas, cognitivas y emocionales. El juego también ofrece una oportunidad ideal para que los padres compartan tiempo de calidad con sus hijos y fortalezcan sus lazos afectivos.” 

Caminar al aire libre: Lleva a tu bebé a dar un paseo e intenta nombrar cosas que ves, como las hojas y las flores y deja que tu bebé las toque. Hable con él o ella sobre los diferentes colores y olores de las flores. Esto le permitirá apreciar la naturaleza y estimulará sus sentidos. Los bebés disfrutan de estos paseos al igual que nosotros – es una oportunidad para explorar el mundo que los rodea. También es una oportunidad para desarrollar sus habilidades sociales – conocer a gente nueva y saludarla – todo esto le enseña a tu bebé cómo interactuar con los demás.

Escuchar música juntos: La investigación demuestra que la música puede mejorar el estado de ánimo de tu hijo e inclusive aumentar su concentración. Los elementos de la música, como la melodía y el ritmo, ofrecen oportunidades para interiorizar patrones y secuencias. Además, la música promueve los lazos afectivos – tu voz es el sonido favorito de tu bebé, por lo tanto, cantarle es una excelente manera para desarrollar un apego seguro y fomentar interacciones de servir y devolver. Un estudio reveló que cantarle a tu bebé en una voz dulce inclusive reduce el sentimiento de angustia.

Nutrición: Durante los primeros años, el cerebro de un bebé es muy sensible a la cantidad y calidad de nutrientes que consume. Los bebés que no reciben una buena nutrición durante este periodo, muestran un CI más bajo, desarrollo lingüístico más lento e incluso déficit en el desarrollo físico. Esto sucede porque los cerebros más pequeños, con menos neuronas y sinapsis, contienen una menor cantidad de dendritas y mielina comparado con los bebés que reciben una mejor nutrición.

¿Qué nutrientes son importantes para el crecimiento y desarrollo óptimo de células neuronales de mi pequeño?

Algunos nutrientes como DHA, colina, complejo B, hierro y fosfolípidos ayudan a mejorar el desarrollo cerebral de tu hijo. Nestlé ® Excella Gold ofrece todos estos nutrientes en su fórmula de crecimiento. Esta fórmula puede ser introducida después de los primeros 12 meses de edad, sin embargo, es importante mencionar que antes de esto, la leche materna es la mejor opción nutricional que sirve para aumentar el coeficiente intelectual de tu pequeño. Al elegir una fórmula de crecimiento que contiene algunos de los ingredientes clave mencionados, como Nestlé ® Excella Gold, asegúrate de hablar con tu pediatra para saber cuál es la mejor opción para tu pequeño.

Publicar un comentario